Lo que hagamos, eso cosecharemos.

reflexion 1784 Visitas

Lo que hagamos, eso cosecharemos. Todo en la vida es causa y efecto.

Si plantamos buena energía, trabajo, confianza, tendremos una vida más llena de amor y felicidad. Sin embargo, si plantamos negatividad y confusión, cosecharemos tormentas y fracasos. Todo lo que manifestamos en nuestras vidas es el resultado de nuestro enfoque e intención.

“PROCURA NO IR ESPARCIENDO ESPINAS POR EL CAMINO, TAL VEZ TOQUE VOLVER DESCALZO”

LA LEY DE LA COSECHA DE LA VIDA.


Las cosas que cosechamos siempre vienen en mayores cantidades de las que plantamos. Esto se debe a que con el tiempo, las semillas que esparcimos en el suelo se desarrollan y se convierten en algo diferente, más grande.

Lleva un tiempo ver los resultados de lo que sembramos, pero somos totalmente responsables de lo que hacemos antes y después de plantar. Tenemos suficiente autonomía para desarrollar nuestros propios procesos de pensamiento y actitudes, y es precisamente por eso que debemos asumir la responsabilidad de lo que sucede en nuestras vidas. Debemos asumir las consecuencias de nuestras acciones.

Cada vez que no estamos contentos con nuestros cultivos, podemos cambiar nuestros cultivos. No renuncie a sus metas o sueños cuando las cosas se complican. Los momentos fáciles de la vida son cómodos, pero realmente hemos evolucionado en medio de desafíos y dificultades.

Tome consciencia sobre lo que está sembrando.

Una vida llena de logros y éxitos no es un camino fácil, debemos estar dispuestos a hacer sacrificios y trabajar en nuestro autocontrol. Cuanto más nos esforcemos por hacer las cosas de manera más consciente y positiva, más resultados positivos lograremos. Sin embargo, las personas que viven descuidadamente nunca cosecharán lo que realmente quieren. Si siembra negatividad, malicia, arrogancia, no cosechará nada positivo. Sea justo en sus solicitudes, no exija más de lo que puede contribuir y no se conforme con menos de lo que sabe que se merece.

Trabaje para fortalecer sus habilidades.

Para crecer y ser mejores personas, debemos estar dispuestos a pasar por momentos de incomodidad. Debemos trabajar en nosotros mismos para desarrollar nuestras fortalezas y habilidades y eso implica dejar ir la zona de confort.

A continuación hay algunos consejos para que trabaje en sus fortalezas:

Es importante mantener siempre un sentido de motivación. Nada cae del cielo en nuestras vidas. Nuestras realidades son el resultado de nuestro esfuerzo y atracción, y pueden cambiar por completo si abandonamos la postura pasiva y adoptamos una actitud más firme.

No hay secretos ni fórmulas secretas para el tipo de éxito que desea atraer en su vida. Siempre busque la respuesta dentro de usted, manteniéndose fiel a su propósito en este mundo.

No tenga miedo o vergüenza de convertirse en la mejor versión de usted mismo. Muchas personas no invierten mucho en sí mismas debido a la falta de tiempo o recursos financieros. Comprenda su verdadero valor e invierta en sus fortalezas.

Compartir

Comentarios